LA TERRAZA DEL CASINO ES PACO RONCERO RESTAURANTE

Un clásico de la gastronomía de vanguardia en Madrid, en uno de los lugares más emblemáticos de la ciudad. Historia y tradición, modernidad e innovación, se dan la mano en una experiencia que es un viaje en el tiempo al pasado y al futuro, y un atracón para los sentidos.

@madridmuychic

Después de 30 años ligado a casa, la Terraza del Casino toma el nombre del chef Paco Roncero. Si una denominación definía el espacio en el que se encuentra este restaurante, la otra define su contenido: cocina de vanguardia con ingredientes conocidos, una nueva manera de ofrecer al paladar los sabores de siempre.

En la calle Alcalá, número 15. Paco Roncero Restaurante se abre a la terraza de uno de los edificios con más historia de Madrid.

Puede que no sea tan antiguo como otros, pero entre sus paredes se han tramado e intercambiado infinidad de dimes y diretes por parte de lo más granado de la ciudad.
Los orígenes del Casino de Madrid

El Casino de Madrid se estableció en 1836 y, pese a su nombre, su función era -y sigue siendo- la de ser un lugar de encuentro para sus socios, principalmente miembros de la burguesía madrileña. Sí contaba y cuenta con una sala de juegos, y son legendarias las partidas de cartas que se han dado en las mesas de algunos de sus salones, pero el Casino de Madrid nació influenciado por los clubs ingleses de caballeros que surgieron en el siglo XVIII, como el exclusivo Brook’s Club o el White’s de Londres, conocido especialmente por su famoso libro de apuestas locas. Era el centro de reunión de la élite madrileña y eso se refleja en el majestuoso edificio que lo acoge.

Después de pasar por varias sedes, el Casino de Madrid se estableció en el actual edificio de la calle Alcalá a principios del siglo XX. Su estilo está encuadrado en el Modernismo, aunque en su interior encontramos muestras de otras corrientes, por ejemplo, en la biblioteca, que es neogótica. Cuenta con nueve salones adornados con pinturas y esculturas de importantes artistas como Romero de Torres o Mariano Benlliure, así como tapices, lámparas, relojes y otros valiosos objetos de decoración. Destaca la imponente escalera de la entrada, y también el espacio que nos ocupa: la terraza.

En contraste con la solemnidad y el clasicismo del resto del edificio, el Paco Roncero Restaurante es todo un ejemplo de innovación y modernidad gracias al trabajo del diseñador Jaime Hayón.

Hace unos años, se remodeló el restaurante, y mientras Hayón se ocupó del interior, Julio Guixeres dio nueva vida a la terraza, una de las más apreciadas en Madrid, y eso que la ciudad tiene, cada vez más, terrazas para presumir de sobra.

La recompensa a años de trabajo en un local donde todo importa: el menú, el espacio, la atención… La experiencia.

Es Premio Nacional de Gastronomía y tiene tres Estrellas Michelin, pero, para muchos, Paco Roncero es conocido por su participación como jurado en el programa de televisión Top Chef. En realidad, ese episodio no es más que una anécdota en la trayectoria del chef, marcada por la atención al detalle, la puesta en valor del producto y la búsqueda constante de la innovación.

A principios de los años 90 entró a formar parte del equipo de la Terraza del Casino, donde coincidió con Ferran Adrià. En el año 2000 fue nombrado jefe de cocina, y ahora, después de todo este idilio, este clásico reconoce su labor adoptando el nombre del chef, para que quede claro quién es el artífice de lo que llega a nuestro plato.

El menú del Paco Roncero Restaurante es comprensible hasta para los menos familiarizados con la alta cocina, es decir, que se trata de productos y comida que todos conocemos, pero presentados con nuevas elaboraciones y mezclas. Se fusionan sabores y escuelas culinarias, y así obtenemos platos como un cornete de salmón de miso, un cupcake de gazpacho o una pizza carbonara con trufa.

(Foto web Paco Roncero Restaurante)
Para llegar a las dos estrellas Michelín de Paco Roncero Restaurante, el chef se ha rodeado del mejor equipo de profesionales 

No sabemos si el hecho de haber trabajado tantos años en un restaurante donde tan importante es el espacio y la comida como el servicio y la experiencia total habrá tenido algo que ver en la visión de Paco Roncero para desarrollar otros proyectos. Es probable que sí. Paco Roncero Restaurante está en el corazón y la historia de Madrid. En Ibiza, encontramos Sublimotion, el restaurante más caro del mundo, donde se fusiona la alta cocina y la realidad virtual. GastroHub permite -milagro- comer bien en un aeropuerto, y Estado Puro Madrid y Estado Puro Shanghái dan la vuelta a la cocina española tradicional para convertirla en vanguardia.

El Paco Roncero Restaurante no es el Sublimotion, pero es cierto que, para la mayoría de mortales, tampoco es un placer que podamos permitirnos cada semana. Aun así, merece la pena hacer el esfuerzo. Si quieres ir a lo seguro y disfrutar de una experiencia avalada por el tiempo y por el trabajo bien hecho, asciende al Olimpo del Casino de Madrid.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio utiliza cookies para una mejor experiencia. Si continúa navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies